Los distintos tratamientos que existen hoy en día para aliviar y sanar las várices, consisten en un complemento de técnicas antiguas y de nuevas alternativas ambulatorias, que no requieren anestesia general ni hospitalización.

La terapia de compresión es un tratamiento sencillo, pero de gran efectividad, ya que nos ayuda a estimular la rápida sanación de una úlcera y a prevenir su recurrencia.

De esta manera, el tratamiento puede llegar a ser tan completo, que con solo compresión, se puede observar una sanación total de las várices en tres meses. Siempre que no existan elementos agravantes como una avanzada edad, obesidad, reflujo venoso y problemas arteriales en las piernas.

Lo mismo ocurre con aquellas personas que poseen heridas muy grandes en las extremidades inferiores. También sucede en personas que se mantienen mucho tiempo de pie, por motivos de trabajo.

A pesar de su antigüedad, este tratamiento se encuentra más vigente que nunca, ya que permite al paciente continuar con su vida normal y permanecer activos.

Por otro lado, los pacientes que sufran de insuficiencia venosa severa, la compresión disminuirá el reflujo venoso y la presión, al caminar.

Veintec Chile es una clínica de várices y flebología que se encarga de aplicar distintos tratamientos para aliviar y sanar várices en todos sus grados. Escríbenos para agendar tu hora, hacer un cambio en tu calidad de vida depende solo de ti!